Seguimos con Dada (2)

En 1937 André Breton viaja a México y allí conoce a su admirado Leon Trotsky y redacta el Manifiesto por un arte revolucionario. En 1941 se embarca camino de América huyendo de la ocupación de Francia, pero es retenido en la Martinica por el Gobierno de Vichy e internado, allí conoce a Wifredo Lan y Claude Lévi-Strauss. Es liberado bajo fianza y empieza su exilio en Nueya York. Intentando recomponer el movimiento surrealista, en 1942 funda la revista VVV (Victory, View, Veil) junto a David Hare, de la que se editan cuatro números. 
En el número 2-3, publicado en marzo de 1943, colabora Marcel Duchamp, que estaba de nuevo en Nueva York. Este viaje fue una autentica odisea, pues cuando ya tenía los permisos y la invitación de los Arensberg en 1941, en el consulado de EEUU en Marsella le requieren una nueva invitación para estar en los Estados Unidos, que esta vez viene por parte de Katherine Dreier. Por fin embarca en Marsella con destino Casablanca en marzo de 1942 y allí espera durante días un avión para viajar a Lisboa (algo nos recuerda el argumento de la película que se rodó ese mismo año, en la que “Every body comes to Rick´s”, y nos lo imaginamos jugando al ajedrez con Rick Blaine). Por fin llega a Lisboa y en en junio embarca hacia Nueva York.
En la imagen Duchamp visita a Breton, detrás de él, la portada de VVV diseñada por Max Ernst, y a la derecha la propuesta de Duchamp para este número.


Philippe Soupault en el metro de París, otoño 1921
Guillermo de Torre, poeta y crítico literario, impulsor del Ultraismo (movimiento de seudo vanguardia literaria en la España de 1920), publicó en 1925 “Literatura Europea de Vanguardia” (Madrid, Rafael Caro Raggio, Editor). En el  capítulo dedicado a Dada nos cuenta una anécdota  desconocida y nada creíble ocurrida en el otoño-invierno de 1921 en París (entre el proceso de Barrès y el Congreso de París, que supuso el fin del dadaísmo en Francia), en la página 197 dice que Soupault en un informe confidencial, refiriéndose a este periodo, revela lo siguiente: “...los dadaístas trabajaron más silenciosamente y hasta decidieron inaugurar una acción secreta... imponer a todos los recuerdos de unas ciudad la palabra Dada; más de diez millones de billetes de Banco fueron cubiertos por una inscripción Dada. Fueron alquilados varios hombres para fijar sobre todos los muros, durante la noche, la palabra Dada. Durante más de dos meses todas las carteleras , vieron florecer , entre la selva de los affiches, esta misma palabra...” . La anécdota es  increíble, pues la suma de los  egos parisinos (Breton, Picabia..) difícilmente se diluiría en acciones anónimas.

Casi todas las escenas que reproducimos corresponden a momentos reales que hemos captado con nuestra cámara cuando viajamos por el tiempo. Esta  es una propuesta para una portada de la revista Merz número 13 de 1925 que contenía  un disco con la Ursonate .
Kurt Schwitters,  ¿Merz o Dadá Rap?
A diferencia del predicador Harry Powell en The Nigh of yhe Hunter que llevaba tatuado en la mano derecha Love y en la izquierda Hate, que usaba como símbolos de la lucha del bien contra el mal en sus sermones o el personaje Radio Raheen en Do the Right Thing que llevaba unos anillos para nudillos con las palabras Love y Hate en las respectivas manos, dos elementos en oposición, pero  siempre gana el amor "I love you bro"  y   se paseaba con su ”boonbox” escuchando la misma canción, para Schwitters, Merz y Dadá son las dos caras de la misma moneda y la canción que suena al fondo es el poema cartel de Raoul Hausmann fmsbwtözäu pggiv repetido hasta la saciedad, origen de la Ursonate

Valencia, 10 de julio de 1937, Julio Álvarez del Vayo y Tristan Tzara.
Tzara se unió a los surrealistas en 1929, en 1932 tiene un papel  activo en la Asociación de Escritores y Artistas Revolucionarios y del 21 al 25 de junio 1935 participó en el el Primer Congreso Internacional de Escritores para la Defensa de la Cultura en París, momento que aprovechó para dejar a los surrealistas.  La delegación española a este congreso debía estar presidida por  Valle Inclán, pero como estaba muy enfermo, la presidió  Julio Álvarez del Vayo. Que fué periodista en la Primera Guerra Mundial y viejo conocido de la época de Dada en Zúrich, pues era el “fogoso caballero español” que perseguía Hugo Ball con un revolver, según cuenta Hans Richter, porque sospechaba que estaba liado con Emmy Hennings. En 1936 y 1937 Tzara tuvo un importante papel en defensa de la España republicana, fue nombrado Secretario del Comité de Defensa de la Cultura Española y organizó desde este Comité el Segundo Congreso Internacional de Escritores en 1937, en Madrid, 5 al 8 de julio, en Valencia 10 de julio (La imagen corresponde a Valencia) y Barcelona el 11 de julio, para finalizar en París el 16.   Al estallar la guerra (1936) Álvarez del  Vayo  fue designado Comisario General del Ejército y elegido Ministro de Estado  en 1937. 


Berlín, junio de 1918, Kurt Schwitters y Herwarth Walden

Kurt Schwitters participó por primera vez en la Galería Der Sturm de Herwarth Walden en Berlín en junio de 1918 en la 64 Exposición desde su fundación en 1912, junto Albert Bloch (norteamericano integrado en el grupo Der Blaue Reiter) , Emmy Klinker (alumna de Bloch) y Elisabeth Niemann. 

Walden acogió a muchas mujeres pintoras,  cuando abrió la galería en 1912 se fue a París y trajo obras de Sonia Delaunay y Natalia Goncharova.

Cuadros de izquierda a derecha: Summer Night y The Green Domino de Albert Bloch, Zeichnung A 3, A2 Hansi y Merzbild de Kurt Schwitters y a la derecha Interieur y Fabrik de Emmy Klinker.

Ver info de la exposición Las Mujeres de Sturm, celebrada en Frankfurt hace un par de años.


Tristan Tzara recitaba en el Cabaret Voltaire ”el soldado”, un poema de Max Jacob (sentado junto Tzara)  del libro La Côte, que dice “Adieu ma mère, adieu mon père...”, todos se enamoraban de ese pequeño rumano recitando en francés. En el instituto estudió filosofía y posteriormente se matriculó de filosofía y matemáticas. Tanto Hugo Ball como Tzara habían leído a Nietzsche, Dadá tenía una dimensión filosófica. En un momento cuando Tzara estaba en París, Jacob escribió ; “Naisance de un poète romain Tristan Tsara qui écrit dans ce style Tsara! Tsara! Tsara! Tsara! .. Thoustra” (1), en alusión al libro de Friedrich  Nietzsche “Also sprach Zarathustra. Ein Buch für Alle und Keinen” (Así habló Zaratustra. Un libro para todos y para nadie)


Munich, 1910 Emmy Hennings y Erich Mühsam.
Emmy Hennings, aunque considerada el el Cabaret Voltaire como una estrella por la prensa. Para sus compañeros dadaístas, exceptuando por supuesto a Hugo Ball,  era una mujer ingenua, simple y un poco infantil. Su poesía fue ignorada por los estudiosos de las vanguardias. Pero Emmy, que ya tenia 31 años cuando se inauguró el Cabaret Voltaire, tenía una larga experiencia de la vida, fue madre muy joven, esposa, una mujer de mala reputación, prostituta, adicta a la morfina, vagabunda, estafadora, que promovía el amor libre, la anarquía y la revolución social... Había publicado libros de poesía, trabajado en compañías de teatro y era una miembro activa de la intelligentsia de la bohemia de Múnich, amiga y posiblemente amante del famoso anarquista Erich Kurt Mühsam, que vivió en Múnich en 1909, y allí fundó el grupo socialista "Tat" y "Anarquista" con el propósito de agitar al lumpenproletariado para el anarquismo. Eric fue detenido en numerosas ocasiones, pero cuando los nazis llegaron al poder en 1933  fue detenido por las SA, enviado a un campo de concentración, instigado a suicidarse y ejecutado con una inyección letal en 1934 simulando un suicidio por ahorcamiento.

Ver el artículo “Emmy Hennings: ‘Star of the Cabaret Voltaire’ and Dada’s Mystic Mother”